Qué es la meningitis y cuáles son los síntomas de la enfermedad que sufrió el hijo de Ferdinando Valencia

La enfermedad inflama las meninges y puede afectar a bebés, niños y adultos.

El sábado pasado, el famoso actor mexicano Ferdinando Valencia anunció la partida de su pequeño hijo Dante, que solo tenía tres meses y después de su nacimiento, comenzó a combatir una meningitis que aparentemente adquirió durante el embarazo de su madre Brenda Kellerman.

“En el hospital, comenzaron una evaluación en la que básicamente nos dijeron que estaban seguros de que era un resfriado, pero por alguna razón también querían hacerse un análisis de sangre.

Al hacer el análisis de sangre nos sorprendió, el niño comenzó a convulsionarse, es una experiencia que no le deseamos a ningún padre, por supuesto ”, dijo Valencia.

La pareja de artistas decidió transferir al niño a otro hospital, donde luego de varios análisis, descubrieron que tenía inflamación del cerebro y la médula espinal debido a una bacteria que contrajo.

El diagnóstico descrito por los médicos fue meningitis, una enfermedad infecciosa que puede ser causada por bacterias o virus.

“Es una inflamación de la corteza que conduce al cerebro y la médula espinal y viene con una bacteria.

Específicamente, esta bacteria probablemente la adquirió desde el embarazo de Brenda ”, explicó el actor en ese momento.

Según el sitio web de Standford Children’s Health, la meningitis puede ser causada por una infección viral o bacteriana (esta fue la que tuvo Dante). La enfermedad causa las meninges (membranas del sistema nervioso central) y puede afectar a bebés, niños y adultos.

Los especialistas aclaran que la meningitis viral es más común y menos grave, pero el tipo bacteriano puede causar consecuencias e incluso perder la vida.

Los niños menores de dos meses (cuyo sistema inmunitario no se ha desarrollado completamente) y los niños pequeños que se han sometido a una cirugía cerebral tienen más probabilidades de contraer la enfermedad, según Healthy Children.

Algunos de los síntomas más comunes son irritabilidad, fiebre, disminución del apetito, llanto fuerte e incontrolable y mayor somnolencia de lo habitual.

También pueden ocurrir convulsiones, seguidas de una erupción y cambios de temperamento: si la enfermedad no se detecta a tiempo con un análisis de sangre, puede causar problemas neurológicos, ceguera, sordera y, en el caso más desafortunado, perder la vida.

  • Siempre consulte con un médico o cuidador si tiene alguna pregunta sobre la enfermedad y cómo prevenirla, especialmente en niños.

Reply