Un enfermero le juró al niño adoptarlo si abría los ojos y el chico luchó como más pudo

Un enfermero de la ciudad de San Miguel de Tucumán, Argentina, ha logrado conmover a muchas personas en todo el mundo con sus acciones.

Durante el mes de febrero de 2017, nació en el Hospital Eva Perón en Tucumán, un bebé pequeño llamado Santino.

Matias Devincenzi, como se llamaba este joven, conoció al pequeño Santino, que había sido abandonado en ese hospital con solo 20 días de vida. El niño tenía serios problemas de salud.

Entonces Matthias comenzó su mayor acto de amor, y prometió a Santino que lo adoptaría si luchaba por su pequeña vida.

Los problemas de salud de Santino eran graves, había nacido con cierta deformidad, pero los mayores problemas eran que sufría una insuficiencia respiratoria grave y una patología uronefrológica, por lo que ingresó rápidamente en la unidad de cuidados intensivos, en el momento en que Matias disfrutaba de su licencia regular.

Cuando reanudó su trabajo, Matias se enteró casi de inmediato sobre la difícil situación por la que estaba pasando Santino y fue rápidamente a su encuentro.

Matias dijo en una entrevista de radio:

“Recuerdo estaba en coma y con respiración mecánica y sin pensar, dije: Negro, si abres los ojos, juro que te llevaré a casa”

No había pasado mucho tiempo y el pequeño Santino abrió los ojos, por lo que Matias sintió que le estaba dando una señal. Y así comenzó a prepararse para asumir su nueva paternidad.

En Argentina no es tan fácil adoptar, ya que muchos de los que querían y rodearon a Matias intentaron convencerlo de que sería una locura esta adopción, especialmente porque era muy joven y soltero.

Matias no dudó ni un solo momento y continuó con entrevistas, conversaciones, formularios y archivos para ganar el poder sobre Santino.

Pasó el tiempo y cinco meses después la salud de Santino se deterioró.
Aunque no habian aceptado el permiso, el enfermero adoptó su paternidad de la misma manera, y le dijo al que ya estaba considerando su hijo:

“Acá estoy, junto a vos, y vamos a pelearla para salir adelante y después vivir una vida llena de felicidad los dos juntos”

“Santino se sometió a una operación de vejiga y durante casi dos meses Matias no pudo verlo, pero el 12 de octubre recibió la buena noticia, obtuvo la protección legal y ya recuperado después de la operación, y pudo llevarlo a su casa.

Santino continuó con algunos problemas debido a su retraso en la maduración, por lo que no gateaba y se moviá muy poco.

Después de siete meses, se sometió a dos cirugías, una de ablación renal, que mejoró su función urinaria y la otra para manejar las manos y los pies porque tenía seis dedos y esto perjudicaba su estabilidad.

Una gran conclusion de que El amor lo cura todo, y así Santino una vez dado de alta recuperó su movilidad por lo que ahora gatea y ya está empezando a dar sus primeros pasos de amor!!!!

Reply